Colores y personalidad

¿CON QUÉ COLORES TE VISTES?

 

¿Por qué nos atraen unos colores y rechazamos otros? En cambio, en determinadas ocasiones, ¿por qué preferimos usar determinados colores?

 

Los colores en la vestimenta transmiten nuestra personalidad y estados de ánimo; por ello, siempre hay unos colores que, por alguna razón, nos atraen más que otros, son nuestros favoritos.

 

A través de los colores de nuestra ropa, favorecemos determinadas actitudes y debilitamos otras, irradiándolas hacia los demás y hacia nosotras mismas.

 

Consideremos 5 grupos de colores y distingamos los momentos adecuados para usarlos.

 

(1) Colores blanco y plateado

El blanco, símbolo de lo absoluto, de la unidad y de la inocencia, significa paz o rendición. Los cuerpos blancos nos dan la idea de pureza y modestia.

Cuando predomina el blanco o plateado, en tu vestimenta proyecta una imagen limpia, induce en los demás a un comportamiento cuidadoso, educado, protocolar y reflexivo.

Cuando necesitamos agregar peso o representar el valor intrínseco de alguna cosa, como la moneda, generalmente recurrimos a los metales. En la moda, el uso de telas metálicas, simulando monedas, expresa el valor de lo material. El metal puede aparecer en nuestro vestuario en forma de blanco o de objetos brillantes.

No es conveniente usarlos cuando buscamos transmitir informalidad.

 

¿Cuándo usar el blanco y plateado?

En una reunión muy formal

En una entrevista de trabajo

En un examen (como profesora o como alumna)

 

¿Cuándo NO usar el blanco y plateado?

Cuando sales para divertirte

Cuando vas a bailar

Cuando estarás con niños

 

(2) Colores amarillos, ocres y naturales

Los colores amarillos, ocres y naturales suelen usarse para transmitir calidez y bienestar. Son colores tranquilizadores que expresan permanencia, estabilidad, solidez y apego a lo tradicional.

Úsalos si quieres transmitir una imagen conservadora y familiar. Por el contrario, evítalos cuando necesites aparecer dinámica e innovadora.

 

¿Cuándo usar amarillos, ocres y naturales?

Cuando “él” o “ella” nos presente a su familia

Cuando hay que recibir pagos e inversiones

Cuando te dedicas a vender seguros

Cuando vas a firmar un contrato

Cuando visitas a un enfermo

 

¿Cuándo NO usar amarillos, ocres y naturales?

Para salir de la rutina

Para ser el primero en presentar una idea o proyecto

Para competir y sobresalir

Para mostrar dinamismo e innovación

 

(3) Colores rojos y naranjas

Las culturas que se desarrollan en climas fríos tienden a usar el rojo por su connotación de vitalidad. Los rojos y naranjas, como el fuego, desmaterializa y expande. Por eso cuando usamos el rojo nuestra presencia se “agranda”. El rojo exalta y atrae la atención hacia nosotros. Por lo tanto, el uso de este color transmite poder e inspira confianza en quien lo lleva. En el ámbito laboral se usa siempre en pequeñas dosis; por ejemplo en las corbatas. El rojo induce a los demás a tomar decisiones rápidas e instintivas, incluso agresivas.

Habrá que evitarlo, por lo tanto, cuando necesites que los otros sean pacientes y detallistas contigo.

 

¿Cuándo usar los rojos y naranjas?

Si quieres ser el “alma” de la fiesta

Si buscas atraer las miradas

Si esperas que “él” se decida

Si deseas motivar a la competencia

 

¿Cuándo NO usar los rojos y naranjas?

Cuando debas enfrentar una situación conflictiva

Cuando sea tu primer día de trabajo

Cuando te juntas a estudiar

 

(4) Colores verdes

El verde, en la moda, es siempre un color de transición y se tiende a usar poco. En la Edad Media, las novias se vestían de verde para expresar su fertilidad; también, los ejércitos comenzaron a usar el verde en sus uniformes en la época expansionista. El verde sugiere crecimiento, ideas nuevas y originalidad; hay que preferirlo en los ámbitos en donde estas cualidades sean valoradas. En cambio, hay que evitar el verde allí donde necesites proyectar una imagen de solidez, de estabilidad, de madurez y de confianza.

 

¿Cuándo usar los colores verdes?

Para futuras mamás

Para maestras jardineras (educación infantil)

Para diseñadoras y artistas

Para reunirse con amigas

 

¿Cuándo NO usar los verdes?

Cuando visitas enfermos

Cuando asesoras a alguien

Cuando firmas un contrato

 

 

(5) Colores azul oscuro y negro

El negro es misterioso y, en la moda, es el color comodín pues va con todo; se ve bien, siempre luce fino aún cuando la tela no lo sea tanto. Visualmente, estiliza y oculta las imperfecciones. El negro se puede mezclar con todos los colores, hacer “puentes” hacia ellos; o sea que induce a las demás personas a abrirse, a mostrarse, a confiarnos secretos. Por lo tanto, el negro expresa que deseamos que el otro se acerque, se exponga y muestre su interior. También, como respuesta, el negro invita a explorarnos y que “descubran” nuestro mundo interno.

Hay que evitar el color negro allí donde necesitemos generar un nivel de comunicación dinámico, franco y abierto, pues es el color de lo misterioso.

 

¿Cuándo usar el azul oscuro y el negro?

Si vas a una primera cita

Si eres analista

Si tienes una conversación íntima

Si buscas seducir

 

¿Cuándo NO usar el azul oscuro y el negro?

Para una entrevista laboral

Para vender un servicio intangible

Para presentar un proyecto nuevo y audaz

Para convencer a un auditorio

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s